Día de muertos en Mi Casa es Puebla. Una tradición más viva que nunca.

November 1, 2016

 

Sin duda, una de las celebraciones más bellas de México es la del Día de muertos, fiesta declarada en 2003 Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO. El folclor y el misticismo inherente a esta tradición, así como el deseo de tener de vuelta, aunque sea por unos instantes, a nuestros seres queridos, ha mantenido este ritual indígena con más vida que nunca.

 

En Los Ángeles, esta fiesta se conmemoró el sábado 29 de octubre en las instalaciones de Mi Casa es Puebla, con un festival y talleres gratuitos, abiertos al público, que contó con la colaboraciónde varias instituciones, entre ellas, la UNAM-LA y el Consulado General de México en Los Ángeles. El retorno de las almas a la Tierra fue facilitado por 22 ofrendas, música, danza tradicional, chocolate caliente y pan de muerto. Hubo aproximadamente 500 asistentes.

 

La ofrenda de la UNAM Los Ángeles estuvo dedicada al gran artista mexicano Rufino Tamayo, figura esencial de la pintura internacional del siglo XX. Se colocaron los elementos tradicionales del altar: papel picado, flores, fruta y calaveras de dulce, además de figurillas representativas de la obra del muralista oaxaqueño: sandías, xolotzcuintles, soles y lunas; fantasías estéticas de su incansable anhelo por unir al hombre con el infinito.

 

La sede también montó una “ofrenda digital”, gracias a una pantalla didáctica con información y juegos; y participó con la organización de tres talleres: calaveras literarias, papel picado, y viste tu calaverita, que sacaron a relucir la creatividad, sello característico del mexicano. Esto fue posible gracias al apoyo del equipo de la UNAM-LA y al de la Mtra. Patricia López Ocampo, jefa de sección de la Secretaría Auxiliar de Talleres de lenguaje y comunicación UNAM.

 

Paula de Gortari, directora de nuestra sede, enfatizó la importancia de la celebración del Día de muertos, de la educación y de preservar al idioma español en California. Por su parte, el Cónsul General de México en Los Ángeles, Carlos Eugenio García de Alba Zepeda, visitó las ofrendas y felicitó a la comunidad por el esfuerzo realizado por conservar esta tradición prehispánica.

 

Se premió a las tres ofrendas más votadas por los asistentes y se otorgó mención honorífica a la del equipo Los Pericos de Puebla, por haber cumplido con todos los elementos tradicionales del Altar de Muertos y haber explicado con elocuencia su trabajo. De igual manera, a modo de aplausometro, se premió  la mejor lectura de calaveritas literarias.

 

Gracias al esfuerzo conjunto de la comunidad del este de Los Ángeles, a Mi Casa es Puebla, al Consulado de México en Los Ángeles y a la UNAM-LA,  fue posible vivir  la cultura mexicana, y, particularmente el Día de muertos, repletos de tradición, color y música. Nos vemos el siguiente año para recordar a nuestros muertos cada vez con más entusiasmo y más vida.

 

Please reload

Featured Posts

UNAM-LA and Hola Mexico Awarded FilmCraft Grant by The Academy of Motion Pictures Arts and Sciences

April 24, 2017

1/4
Please reload

Recent Posts
Please reload

Archive
Please reload